El ayuntamiento de Málaga, a través de la oficina del inversor y en colaboración con la Fundación Ciedes, ha celebrado el primer encuentro de networking internacional “Ciudad de Málaga”. El objetivo principal del evento fue promover la economía malagueña, así como también dar a conocer a las empresas lo atractiva que es Málaga para invertir.

Entre los asistentes estuvieron empresas internacionales basadas en Málaga, diferentes agentes económicos relacionados con la atracción de inversores, representantes de la administración pública y cónsules, quienes están configurados como agentes ideales para promover el negocio internacional y networking.

Pero no solo Málaga está trabajando en incrementar la inversión internacional, Juan Manuel Moreno, presidente de la Junta de Andalucía, ha anunciado hace unas semanas que se está creando un paquete de incentivos muy estimulante para inversores extranjeros. “Estamos bajando impuestos para ser una de las regiones de España con menor presión fiscal, vamos a eliminar obstáculos burocráticos”, explicó. También ha recordado que la inversión extranjera en Andalucía aumentó un 9,8% en el segundo trimestre de 2019, siendo Málaga la primera opción elegida por empresas internacionales para instalarse durante el último año.

Algunas ventajas de invertir en Málaga

  • Ubicación: Estamos en el sur de Europa, lo que significa una fácil conexión por mar, y También por tierra y aire. Para hacerlo posible la ciudad cuenta con una infraestructura desarrollada. Además de ello, nuestra ubicación goza de buen clima durante todo el año, tenemos más de 300 días de sol al año con temperaturas suaves.
  • Ciudad inteligente: en una época en la que para proteger el planeta el desarrollo debe seguir procedimientos sostenibles, Málaga es una de las ciudades más sostenibles del mundo, por ello empresas que trabajan en esta área de sostenibilidad nos están eligiendo para sus inversiones. En 2020 Málaga es la capital europea del turismo inteligente.
  • Talento malagueño: La Universidad de Málaga forma profesionales competentes capaces de trabajar en un entorno internacional. En este sentido muchas empresas extranjeras trabajan de la mano de estudiantes y se ha consolidado una sinergia entre la Universidad y empresas.
  • A través de diferentes iniciativas como incubadoras, programas de aceleración, la oficina del inversor o la oficina del empresario, las empresas reciben todo el apoyo necesario para iniciar sus proyectos en la ciudad.