En la actualidad Málaga es una atractiva ciudad desde el punto de vista de inversores. Además del conocido buen clima del que gozamos todo el año, hay muchas razones para ver nuestra ciudad como un lugar excelente para invertir en edificios de oficinas. Una de ellas es la facilidad que la ciudad ofrece a todos los inversores y emprendedores, así como también a los empleados a través de diferentes herramientas y servicios. Por ejemplo, la oficina del inversor, el Centro de Atracción de Inversiones (CAI) etc.

Otro factor a tener en cuenta es la rentabilidad, invertir en Málaga tiene un mayor margen de coste de efectividad que otras ciudades como Madrid o Barcelona. Por otra parte, los inversores tienen como referencia experiencias de éxito de otras empresas que ya están instaladas alrededor de la ciudad.

Debido a todas estas razones, poco a poco los inversores están más interesados en invertir en el sector de edificios de oficinas. Un claro ejemplo es todas las reuniones de negocio que tuvimos durante la feria MIPIM 2019, celebrada en Cannes el pasado marzo, expresaron su intención de venir pronto a la ciudad para ver más detalles y finalizar acuerdos de negocios.

Opiniones de especialistas

José Félix Pérez-Peña, de la consultora Savills Aguirre Newman, asegura que están en contacto con inversores interesados en desarrollar un edificio completo de oficinas en Málaga. “Estamos intentando convencer que existe una demanda latente en la ciudad de 20.000 o 30.000 metros cuadrados de oficinas por parte de empresas que quieren instalarse en Málaga” José señala. Además, afirma que, durante los últimos meses, en más de un fondo de inversión, ha apreciado un interés real en el mercado de edificios de oficinas en la ciudad. “En un año, un edificio de 10.000 metros cuadrados estaría comercializado. Lo único que necesitamos es que un primer inversor se atreva a hacerlo” explicó.

Una opinión similar tiene Pelayo Fernández, responsable de oficinas de CBRE Málaga. “Es tiempo de desarrollar un edificio completo de oficinas en Málaga. En medio plazo esperamos confirmar algún proyecto debido al alto interés de los inversores” aseguraba.

En cuanto a la localización de estos edificios de oficinas, el Plan General de Ordenación Urbana, contempla diferentes ubicaciones para actividades terciarias. Según los expertos, las zonas más atractivas para los inversores son “Muelle 4”, en el área del puerto; y “Torre Río” la zona de la costa oeste de Málaga.